Compártelo con otros...

Todos sabemos que el calcio es importante para los huesos. Pero…

leche-harvard

1.  …no está claro si necesitamos todo el calcio que generalmente nos recomiendan y

2. …tampoco está claro si los productos lácteos son la mejor fuente para el calcio.

Tras unos nuevos estudios de la Universidad de Harvard sobre la alimentación sana, los expertos e investigadores de esta famosa universidad están dudando las dos cosas y han eliminado la leche de su guía de alimentación sana. Según los resultados obtenidos hasta ahora, recomiendan reducir la toma de productos lácteos a máximo una o dos tomas al día porque la mayoría de ellos contienen altos niveles de grasas saturadas y componentes químicos. Según los resultados de los últimos estudios de Harvard, la toma regular y en mucha cantidad de productos lácteos incluso puede aumentar el riesgo de cáncer ovárico y de próstata.

La buena noticia es que los lácteos no son la única fuente de calcio. Como fuente alternativa, los investigadores de la universidad recomiendan verduras de ojas verdes oscuras (como la col crespa y otras ojas de coles), judías secas y legumbres. Otros fuentes de calcio son almendras, nueces, sésamo, lentejas y salmón.

El libro “Diabetes – Un mundo de posibilidades” habla en específico sobre la exposición en la infancia a la leche de vaca. Aunque el debate sobre si la leche es conveniente para los bebés y niños no es nuevo, algunos investigadores incluso suponen que la toma de leche de vaca en la infancia está relacionada con el desarrollo de la diabetes. Es difícil demonstrar la relación directa y causal de la leche de vaca y la diabetes infantil, pero “hay una correlación suficiente que sugiere que la combinación de una predisposición genética y la exposición a la leche de vaca en edades tempranas podría ser una causa a tener en cuenta en esta forma de diabetes (tipo 1) en niños” (C. González Rotger, Diabetes – Un mundo de posibilidades, p. 71).

Pues, ¿qué significa esto para padres de niños pequeños y futuros padres? Los más pequeños normalmente reciben o leche materna o de fórmula. Pero luego muchos padres siguen dándoles el biberón con leche de vaca o vasos de leche (o tazas de leche con cereales) hasta que el niño tiene 3, 4 o incluso 5 años. Nos debería hacer pensar que somos la única especie que sigue tomando leche después del período de la lactancia y además de otra especie (normalmente leche de vaca)!! Espero que este estudio solo sea el principio y que se realicen más estudios como este – libres de la presión política y la industria alimentaria!

Categories: Alimentación, Blog, Maternidad

Author: Celia
Mamá de dos, directora de Portabebes Online e instructora de porteo.

Deja un comentario